En detalle

March 11th, 2008

La Macu es Pepa Rus

pepa rus
Texto y fotos: Raúl Campos Nieto.
Me encontré con Pepa en el portal, de casualidad, cuando iba con Rodrigo a casa de Pipo en Atocha. Parecíamos estar en la presentación de personajes de una peli de Guy Ritchie. Abrí la puerta del ascensor, que tenía otras dos puertas incómodas de las que se abren hacia el interior del habitáculo, y por las que ya se podía vislumbrar la figura de una mujer de puntillas toqueteando y mirando con intriga el cuadro de botones.
-Hola. Perdona, ¿te hemos bajado?
-Quillo llevo así como tré hora pa subir al sexto y no lo consigo. –La imagen se congeló y pasó a blanco y negro para dar paso a los rótulos: Pepa, la Macu.
Yo a ti te conozco –pensé sin decir-. Sí, sí. Te conozco –volví a no decir-. Tú conoces a alguien que yo conozco, ¿no? –Dije desgraciadamente esta vez en voz alta. Justo ahí, se congeló la imagen y aparecieron mis créditos con el sonido de un derrape: Raúl. El más listo de su casa.
- Po igual sí. No sé.
22 años, actriz gaditana, gasta un 33-34 de pie, chiquitilla, alegre, sensible, apunto de licenciarse en Filología. No dudó en venirse una tarde a MADRID UNDERGROUND a echarse unas charlas y contagiarme de su buen rollo. Pepa Rus es una inmaculada Macu en Aída, donde nadie podría decir que ha pasado ocho años en un colegio de monjas y cuatro en uno de curas.
pepa rus
- Yo quería ser misionera.
-¿Y cómo pasaste de quiero ser monja misionera a quiero ser actriz?
-Pues lo mío fue un poco pachanguero. Yo empecé en el cole y me veía y me encantaba. Me decía a mí misma, pues si de esto se puede comer… -Pepa me mira y entendí que tenía que acabar yo la frase-
-…pues de puta madre.
-¿Con qué director te gustaría trabajar?
-Me encantaría trabajar con Almodóvar. Es como muy idílico pero me podría ver trabajando con él. Entiendo su rollo muy bien. También tengo un colega que se llama Tomás Moreno que está estudiando y quiero trabajar con él.-La verdad es que Almodóvar te pega.
-Sí, ¿verdad? Le vamo a mandar la revista para que lea esto.
-¿Con qué actores te gustaría trabajar?
-Pues la verdad es que tengo la suerte de estar trabajando con muy buenos actores. Ayer (finales de febrero) vi la obra de teatro de Carmen Machi (La tortuga de Darwin) y me parece una actriz increíble. Pepe Viyuela, Mariano Peña, Paco León… son todos gente muy grande.
-¿Y de fuera?
- En realidad no soy yo de tener un actor favorito. Puedes descubrir cosas súper bonitas de cada actor. No sé. Por ejemplo Julián Villagrán.
-¿Julio Billa qué?
-Julián Villagrán. –Pepa hace una pausa con la esperanza de que yo recuerde quién es-. Hace poco ha salido en Bajo las estrellas, que hace del hermano de Alberto San Juan. –En ese momento pienso que me merezco una colleja-.
-¿Qué tal esa peli?
-Bueno a mí lo que más me gustó es el trabajo de los actores. Esto es de formación profesional. Me cuesta no fijarme en esa parte y disfrutar de la peli.
-¿Qué te pareció el trabajo actoral de la peli de REC?
-Pues no lo sé porque fui a verla pero no la vi. Me da mucho asco. Sólo vi un hombre cayendo así desde lo alto y todo lo demás estuve así mirando para un lado la carita de mi amigo José. Y él me decía “pero mira la peli” y yo “es que no tengo necesidad”.
-A mí me pasa con las pelis de miedo que paso unas noches en que mi brazo pasa siempre primero a la habitación a encender la luz. Me pasó con The ring.
-Bah… Yo tengo una historia con esa peli muy buena. La estaba viendo en mi casa con mi colega Tais. A ella se le ocurrió la estupenda broma de hacerme así por detrás. –Pepa retuerce su brazo detrás de la cabeza acariciando el hombro del otro brazo dejando una postura muy graciosa-. Y así según me lo hizo, le pegué una ostia en la cara con el puño cerrao. –Me descojono de risa sin acabar de entender-. Claro, cuando vi que era ella, que no le dio tiempo ni a quitar el brazo ni a na, pues le di.
- Pero ¿le diste un puñetazo a tu amiga?
pepa rus- Sí tio. Luego me tiré como dos horas pidiendo perdón: “por favor, perdóname. Perdóname
Tais”
-imita recordando entre risas-.
- Osea que yo el otro día en tu casa me estaba ganando una ostia gorda, ¿no? -digo recordando una historia improvisada de miedo que le conté-.
- Noo… He aprendido ya a desconectar.
- ¿Cómo te preparas el personaje de Macu?
- Yo me apoyo mogollón en el vestuario que lleva. Para el casting me fui con unos vaqueros, una camisa que me quitaba, y una camiseta debajo rosa fosforito medio transparente. Llevaba las tetas aquí –mima con las manos las tetas debajo de la barbilla-. A mí me gusta mucho el pensar cómo anda, si me pongo unos tacones o no… Tó eso. También me vi no sé cuántas temporadas de siete vidas para coger el rollo del tono, el ritmo y tó eso. La forma de girar los chistes y tó eso.
- La verdad es que no te pareces a la Macu. Eres mucho más delicada y sensible.
- Pues hay veces que se me va la Pepa por ahí. Es muy raro. Para mí la Macu representa un mundo totalmente distinto. Cuando de repente en la calle la gente me reconocía, ese mundo se unía con el mío y yo decía es verdad tío, la Macu soy yo.
- ¿Qué le falta a Madrid que tiene Cádiz?
- Pues un montón de cosas: lo primero no están mis padres. Le falta mi familia, mis amigas. Allí todos los días estás en la calle, te vas de cañas, te juntas con gente. Aquí todo el mundo tiene más estrés, más cosas que hacer…
- ¿Y qué es lo que más te gusta de Madrid?
- Que hay de todo. Hay teatro, cines, bares, gente, exposiciones. Tienes de todo aquí. Si quieres salir un martes, pues sales hasta las 6 de la mañana sin problemas. Y la gente de Madrid es muy guay.
- ¿Un disco que te guste?
- ¡Calamaro!
- ¿Un libro?
- Los renglones torcidos de Dios. Todos los libros tienen un momento para ser leidos y este lo leí en un momento que, la verdad, me encantó. Entonces le tengo mucho cariño. Aunque a mí me gusta mucho la literatura teatral. Me gusta mucho la parte surrealista de Lorca: Así que pasen cinco años, El público… El primero lo tengo en casa. Te lo voy a dejar.
- ¿Comida favorita?
- Los filetes de mi padre con papas fritas de mi mamá.
- ¿Dónde se te ve de fiesta en Madrid?
- Me encanta ir a cenar a la Bardencilla (Augusto Figueroa 47), de ahí me voy al Penta (La Palma 4) y luego a bailar frikadas tipo Raffaella Carrá…
- ¡¡¡¡Noooo!!!! –interrumpo.-
- Sí tio en el Morocco (Marqués de Leganés, 7). Me encantan esas frikadas. Camilo Sexto y todo eso. A mí cuando me ponen a las 6 de la mañana “…siempre me voy a enamorar…” – canta-, me hace feliz.

Categoria: Uncategorized Leida 4315 veces, 7 hoy